La alpinista de Bolzano, a repetir en invierno y sin oxígeno artificial ni descensos la hazaña de 1984 de Messner-Kammerlander.

Tamara Lunger, experimentada y afamada alpinista de 33 años y originaria de la provincia autonómica de Bolzano-Tirol del Sur, y Simone Moro, su compañero italiano de 52 años, protagonizarán una expedición extrema a la vez histórica, científica y humanitaria en el Karakorum.

Ambos deportistas conmemorarán el 35 aniversario de la gesta en la citada cadena montañosa paquistaní de los míticos Reinhold Messner y Hans Kammerlander, quienes pasaron del Gasherbrum I, de 8.068 metros de altura, al Gasherbrum II (8.035 m.) por un paso a unos 6.500 m. de altura.

La hazaña, que data de 1984, se produjo en verano y Messner y Kammerlander la firmaron con estilo alpino y sin descensos. Tamara y Simone quieren ser los primeros en realizarla en invierno, tras los intentos fallidos de las expediciones españolas de Alberto Inurategui, Juan Vallejo y Mikel Zabalza en 2016 y 2017.

Su aclimatación en una cámara hipobárica servirá para asesorar expediciones humanitarias y ayudará a medicina y rescates.

Lunger y Moro por su parte actuarán con estilo libre, sin ayuda de oxígeno artificial, sin sherpas y sin descender tampoco. Antes de comenzar su aventura a mediados de diciembre seguirán con su programa de aclimatación en una cámara hipobárica terraXcube, en la que duermen y realizan parte de sus entrenamientos formando parte de un estudio del Instituto Privado Eurac de Bolzano.

Las condiciones extremas (aire menos denso, frío intenso) simuladas pasarán de las de los 6.400 metros de altura a las de los 8.000 metros y todos los datos recabados, los fisiológicos incluidos, servirán para mejorar el trabajo de los especialistas en rescate y medicina de montaña y para asesorar a misiones humanitarias en caso de grandes catástrofes como el terremoto en el Nepal de 2015.

FOTO: CAPTURAS @tamaralunger