“Estoy muy cabreada” por el ridículo valor dado a su histórico doble-doble de cara al Mundial de Stuttgart.

“HahahaHAHAHAHAHhahaHahaAhahAhahahaAhahahHAHAahaaaaaaaHa. ¡Pura mierda!”. Simone Biles ha explotado en Twitter contra la Federación Internacional de gimnasia, justo en puertas del comienzo este viernes del Mundial de artística de Stuttgart, por el valor otorgado por el organismo a uno de los dos históricos elementos con los que quiere entrar en el Código de Puntuación FIG bajo su nombre junto con otro menos impactante.

Biles, de 22 años y uno de los más grandes iconos de su deporte, marcha empatada a 20 medallas mundialistas con la rusa Svetlana Khorkina y figura a tres del récord absoluto para gimnastas hombres y mujeres que obra en poder del bielorruso Vitaly Scherbo.


Simone lleva 6 años invicta en el concurso general y dice estar “segura en un 99%” de que el de Stuttgart será el último Campeonato del Mundo en que participará.

La de Alemania es, pues, una cita especial para la estadounidense, que en este 2019 ya estalló con la US Gymnastics por no protegerla a ella y a otras compañeras víctimas de los abusos sexuales de Larry Nassar y que en los Nacionales USA reventó YouTube y las redes sociales con los vídeos de esos dos elementos sin precedentes, un triple doble (dos saltos mortales con tres rotaciones) en suelo y un doble-doble para desmontar la barra de equilibrios, que ahora quiere homologar.


La también ganadora de 4 oros olímpicos ya tiene dos elementos con su nombre en el Código de Puntuación y puede elevar su total a cinco en la cita mundialista, aunque su interés se centra en el triple-doble y el doble-doble citados.

La crack USA, que está a 3 de ser el gimnasta hombre o mujer con más medallas mundialistas, explota.

En total serán 10 los elementos femeninos examinados en Stuttgart-2019, los tres de Biles, uno de Laney Madsen (Bul), uno de Brooklyn Moors (Can), uno de Emelie Petz (Ale), dos de Sanne Wevers (Hol), uno de Lieke Wevers (Hol) y uno conjunto de ésta y su paisana Tisha Volleman.

La FIG otorga un valor de dificultad por letras (cada una equivale a 1/10 de la puntuación), según Biles en su caso ridículamente bajo para el doble-doble.

Hasta la fecha el valor más alto había sido una I, equivalente a 9/10 de la nota; ahora su doble-doble ha recibido solo una H, pese a que Simone es el primer gimnasta hombre o mujer en intentarlo y en completar su ejecución. Mientras, su triple-doble, el primero en ser ejecutado por una mujer, se ha llevado una merecida J, contra la E del tercer elemento, ejecutado en las asimétricas.

En declaraciones a la NBC Simone ha dado rienda suelta a su cólera: “Estoy muy cabreada, Ambos elementos merecían una J. Si fuera otra gimnasta, de fuera, le habrían dado un valor más alto al doble-doble”.

“Te piden que aportes elementos de mayor y mayor dificultad. Y cuando lo haces, no le dan valor. Si solo te dan una H, nadie arriesgará. Pero si te dan una J, será un aliciente. ¿Qué compito en una liga aparte? Sí, pero eso no quiere decir que no valoren lo que hago”, denunció.

La final por equipos femenina de Stuttgart-2019 será el martes y las medallas del concurso general se repartirán el jueves.

FOTOS: CAPTURAS FIG / @SIMONE_BILES

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí