“Cuánta clase tiene”: elogios a la púgil madrileña por su exquisita deportividad tras perder.

Redacción thechampionsvoice.com

Miriam Gutiérrez perdió el pasado fin de semana ante la irlandesa Katie Taylor en combate del peso ligero por las cuatro coronas oficiales de boxeo (AMB, FIB, OMB y CMB).

La madrileña, de 37 años, perdió por decisión unánime (100-89, 100-90, 99-91), aunque nunca se dio por vencida frente a una rival de 34 años que la superó en pegada y que llegó a derribarla en el cuarto de los 10 asaltos: todo valentía y resistencia, vendió cara su derrota en Londres.

‘La Reina’, que estaba invicta (13-0), perdió. Pero también triunfó.

Dos reverencias y otros gestos de respeto hacia Katie Taylor, que ganó por decisión unánime.

“Es muy grande”, destacó la propia Katie, campeona olímpica y 5 veces campeona del mundo en su etapa amateur, después de la pelea, cuando Miriam

– la abrazó, aplaudió cuando su adversaria fue proclamada vencedora
– la felicitó de palabra y con gestos
– cogió los cinturones para entregárselos ella misma, en dos tandas
– hizo dos reverencias ante ella, con las manos juntadas y en señal de respeto, exhibiendo una sonrisa pese a los golpes encajados.

El elogio de Taylor (17-0) y esa lección de máxima deportividad lo dicen todo de Miriam Gutiérrez, madre de dos hijos, trabajadora, púgil e incansable no solo en el ring sino también luchando contra la violencia machista y el bullying escolar junto a su entrenador, coach mental y valedor Jero García.

Miriam llegó al boxeo por una paliza, la que le dio su marido estando ella embarazada de 8 meses y la que provocó el nacimiento prematuro de “mi niña”.

‘La Reina’ tenía 19 años y había encajado muchos puñetazos antes de aquella última tunda a manos de su expareja. Miriam dijo ‘basta’, presentó denuncia y recompuso su vida como púgil, golpeando su pasado y tumbando a sus rivales en el cuadrilátero.

Chapeau por esta madre trabajadora y luchadora contra la violencia machista y el bullying.

En noviembre pasado Miriam Gutiérrez ‘La Reina’ se proclamó campeona del mundo interina WBA o AMB.


La mujer sin miedo pudo dar visibilidad a su historia y a su lucha abnegada en tantos frentes. Y ahora ha vuelto a dar una lección, la de la grandeza en la derrota.

Cabe destacar que también los comentaristas de DAZN, que televisó el duelo en directo, alabaron a Miriam: “Cuánta clase tiene”, reiteraron.

FOTO: CAPTURAS YOUTUBE DAZN BOXING