Nadadora de alta competición y nereida activista, afronta este jueves un reto reivindicativo.

Redacción thechampionsvoice,com

Merle Liivand, posiblemente la deportista acuática más multidisciplinar del Planeta Azul, buscará este jueves un récord Guinness reivindicativo en los 20 km a nado en mar abierta con monoaleta de sirena y sin utilizar los brazos para propulsarse.

Triple campeona báltica de natación en línea, doble medallista de plata en los Mundiales de natación de hielo y especialista en natación de larga distancia, la joven estonia, que también es triatleta, quiere hacer historia por una causa urgente: poner freno a los vertidos de plásticos en océanos y playas, a la polución marina y el sobrecalentamiento de un hábitat vital para la humanidad.

Aqua Mjerle, que compatibiliza sus facetas competitiva y de nereida activista, pudo observar los problemas de calidad del agua y sabe que de cara a los Juegos Olímpicos de 2021, para los que ella buscará plaza con su país, se ha pedido que las pruebas en aguas abiertas se realicen lejos de la Bahía de Tokio por la contaminación.

Ya tiene el récord de 10 km y ahora busca el de 20 km con monoaleta y sin usar los brazos.

Además, durante sus entrenamientos en el litoral de Florida, donde reside desde 2011, se topa a diario con microplásticos, letales para la fauna marina; todo tipo de basura y peces muertos flotando.

Los bomberos han tenido que oxigenar el agua de la zona, amenazada de muerte por emisiones tóxicas o filtraciones fecales. Hablamos, pues, de un problema acuciante, también en el resto de la geografía mundial, y agravado en tiempos de COVID-19 por la aparición añadida de mascarillas higiénicas y guantes protectores.

Deportista acuática multidisciplinar, quiere poder fin a vertidos plásticos y contaminación.

“¡Es hora de decir basta! Hace falta un cambio. Espero poder ayudar a conseguir unos océanos saludables y limpios para las futuras generaciones”, asegura Merle, de 29 años y luchadora incansable que se sirve de sus aletas de Sirena del Siglo XXI para remover las aguas y levantar grandes olas de concienciación, como en España hacen Ona Carbonell, Mireia Belmonte o Garazi Sánchez.

Merle Liivand, un ejemplo de superación, tiene previsto comenzar su intento de récord del mundo en la playa de South Point Park Pier de Miami Beach sobre las 7:00 de la mañana (13:00, hora peninsular española) y nadar durante unas 8 horas.

Lucha sin fin, como la de Ona Carbonell, Mireia Belmonte o Garazi Sánchez, y sueño olímpico.

Cabe destacar que la prueba podrá seguirse en directo por Facebook y que la ondina ya estableció en el récord de los 10 km con aleta de sirena y sin emplear los brazos, en aguas de Redondo Beach (California) en octubre de 2019, cubriendo la distancia en 2h54’ en el marco del WOWSA Ocean Fest.

En esta ocasión, en fecha que conmemora el Día de la Independencia de Estonia de la URSS, contará con el respaldo de las organizaciones conservacionistas Miami Waterkeeper y Surfrider y la iniciativa de investigación y residencia ARTSail.

Merle asimismo aboga por la seguridad de los nadadores y es instructora técnica de natación con monoaleta. Imagen e impulsora de marcas como FINIS, Viking Beauty Secrets, Triswim y Foggies, lidera además numerosas campañas comunitarias para limpiar las playas.

Para seguir el intento de récord de Merle de este 20 de agosto de 2020, pinchar aquí.

FOTO: CAPTURAS @aquamjerle / @swimshop2u