Barcelona le otorga la Medalla de Oro al Mérito Deportivo, a propuesta de Socalistes BCN.

Redacción thechampionsvoice.com

A propuesta de Socialistes de Barcelona, el pleno del Ajuntament de Barcelona ha aprobado este viernes por unanimidad otorgar la Medalla de Oro al Mérito Deportivo, máximo reconocimiento de la ciudad, a la centenaria pionera del baloncesto femenino en España Encarna Hernández, conocida como ‘La niña del gancho’ por ser éste la especialidad de esta fuera de serie de 1,54 m de estatura.

Encarna Hernández Ruiz (Lorca, Murcia, 1917) llegó a Barcelona de niña, junto a sus padres y 10 hermanos, y fue jugadora, entrenadora (la primera de España) y árbitra de basket hasta su retirada en 1953 para ser madre a los 36 años.

Barcelona reconoce con esta medalla a Encarna, que ahora tiene 103 años, por su trayectoria deportiva y por ser un “referente de una época en la que nacía el deporte en nuestro país y representante de una generación de pionerasque rompieron con lo que era políticamente establecido en ese tiempo y que, con la naturalidad de sus ilusiones, trabajó por la igualdad de oportunidades en el deporte como herramienta de construcción social”.

La niña del gancho comenzó a practicar baloncesto con 13 años con los chicos y las chicas de su barrio, Les Corts, enuna instalación construida por quien más tarde sería su marido, Emili Planelles.

‘La niña del gancho’, de 103 años, fue jugadora, entrenadora (la primera de España) y árbitra.

En 1931 participó en la fundación del Club Atlas, pionero del baloncesto en España, y fue su máxima anotadora absoluta, por encima de los hombres.

En 1932 se disolvió el club y sus jugadores y jugadoras pasaron a formar parte del Club Laietà, con el que ganó el primer Campeonato Femenino de Catalunya (1935-1936), contando todos sus partidos por victorias.

Además, Encarna fue la primera entrenadora de España al dirigir, ya en 1932, al Peña García de L’Hospitalet de Llobregat, el primero de sus 6 conjuntos como técnico.

Anotadora histórica del Atlas, mejor que los hombres, inspira a Amaya Valdemoro o Laia Palau.

Durante la Guerra Civil siguió disputando partidos, más de exhibición que de competición, y más tarde militó en Laietà, Cottet y Moix Llambés, donde asimismo actuó su hermana Maruja.


Su último club fue el FC Barcelona, cuyos colores defendió entre 1944 y 1953. Pudo haber jugado en Italia, pero rechazó la oferta del SEU.

Amaya Valdemoro, Elisa Aguilar y Laia Palau la han visitado en su casa-museo y bebido de las fuentes de esta mujer adelantada a su tiempo que además fue una de las primera en obtener el carnet de conducir en tiempos de Franco y que idolatraba a Victoria Kent, Clara Campoamor y Frederica Montseny por su labor social.

‘La niña del gancho’, con Laia Palau, otro de los grandes referentes del baloncesto femenino español. FOTO: CAPTURA @laiapalau9