Ojo a la chica que batió 2 históricos récords NCAA masculinos, el de ‘triple-dobles’ incluido.

Redacción thechampionsvoice.com

Este viernes se llevará a cabo el draft de 2020 de la WNBA, de forma virtual y remota y con todos los ojos puestos en Sabrina Ionescu, la joven jugadora de 22 años capaz de dinamitar dos históricos récords universitarios masculinos, que cuenta con LeBron James y Stephen Curry entre sus admiradores y cuyo gran valedor fue Kobe Bryant.

¿Qué hace tan especial a esta figura de raíces rumanas y que apunta a ‘pick’ número 1? ¿Por qué tiene rendidos a tres de los grandes cracks NBA? ¿Por qué la WNBA espera un auténtico ‘boom’ con el tan ansiado aterrizaje de la “estrella del siglo” en sus filas?

A la espera de que el deporte de la canasta regrese a la normalidad una vez superada la pandemia por el nuevo coronavirus, en Estados Unidos hay auténtica ‘Ionescumanía’: estamos ante un fenómeno superlativo, por la excelencia, el carisma y el poderío de una atleta llamada a abrir no un nuevo camino sino una autopista de 8 carriles para el deporte femenino.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

BIG mood!! Pac 12 play starts today with my squad. 🐥 #godfidence🙏🏼

Una publicación compartida de Sabrina Ionescu (@sabrina_i) el

Bryant, el primero en ver el descomunal talento de esta mujer que solía fajarse con chicos.

Sabrina ya es un referente, y eso que lo mejor de ella aún está por llegar. Suyo es el récord absoluto de ‘triple-dobles’ de la National Collegiate Athletic Association (NCAA), con unos estratosféricos 26 en sus cuatro años en la Conferencia PAC-12 con las Oregon Ducks.

A modo de referencia, el récord masculino, siempre hablando de Division I, obra en poder de Kyle Collinsworth(BYU), con 12; además, todo un Shaquille O’Neal solo consiguió 6 en su etapa universitaria con LSU.

Cabe señalar que un ‘triple-doble’ significa firmar cifras de dos dígitos en un partido en cuanto a puntos anotados, rebotes capturados y asistencias dadas. En otras palabras, es un sello de máxima calidad… como lo es el otro récord NCAA que ostenta Ionescu: es el primer crack hombre o mujer en superar los 2.000 puntos, los 1.000 rebotes y las 1.000 asistencias. Estratosférico, sí.

Una de las claves de la grandiosidad de Sabrina es el hecho de haber jugado de niña “contra chicos o chicas mayores”. Como explicó en el Washington Post, “anotar siempre se me daba bien, pero los niños no querían pasarme la pelota. Así que empecé a coger rebotes, para poder tenerla. Y cuando jugaba con los mayores, vi que podía marcar la diferencia con las asistencias: era pequeñita y delgada, anotar y coger rebotes era más complicado”.

En secundaria, en su colegio no había equipo femenino de baloncesto. Sabrina quiso jugar con los chicos, pero, como ha explicado ella misma, “me dijeron que ni hablar, que yo debería estar jugando con muñecas. Así, textualmente”.

Sabrina animó a otras compañeras, y al final se creó un equipo femenino. Y el resto es historia, historia ya escrita e historia por escribir. La de una mujer que es 100% baloncesto, que no se obsesiona con las estadísticas, sino que solo piensa en el equipo y en la próxima jugada, siempre diferente, siempre mejor.

De 22 años y con un hermano gemelo, está llamada a ser un referente femenino nunca visto.

LOS ELOGIOS DE LEBRON JAMES
“¡Cómo mola esta chica!”, escribió el titán los los Lakers en Twitter, “sigue así, reina Sabrina”.


La aludida contestó dándole las gracias e indicando que estaba “intentando llegar a ser como tú”.

LOS ELOGIOS DE STEPH CURRY
– “Esa naturaleza competitiva que tiene… es algo que no puedes aprender. La tienes o no, y ella la tiene. Es un genio”, ha reiterado Curry, con quien Sabrina habla a menudo y se ve siempre que puede para perfeccionar su repertorio de jugadas.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

The GOATs 💯🔥💀

Una publicación compartida de Stephen Curry +Sabrina Ionescu (@stephcurry_sabrinaionescu) el


– El emblemático jugador de los Warriors ha venido a sustituir a Kobe como mentor y padre deportivo.

* LA FIRME APUESTA DE KOBE, SU GRAN AMIGO
– Kobe vio ese algo tan especial, ese talento puro mucho antes de su trágica muerte en enero pasado; entrenaba y tutelaba a Sabrina, pulía su juego, le daba consejos; eran amigos.
– “Aún le mando WhatsApp aunque ya no esté con nosotros”, reveló Ionescu.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

I miss you guys more than I could ever put into words 💔 Kobe, thank you for being a source of light in the midst of darkness.You were and always will be my sanctuary. You brought me the peace and guidance that I had been searching, and praying so long for. You were my mentor, idol, inspiration, and close friend. A part of me was lost Sunday, a void that can never be filled, because you are one of one. You took me under your wing and believed in me more than I believed in myself. I only have one choice. To live out your legacy. 🐍 You will forever live through me, and be watching over me every step of the way, because you have the best seat in the house. I can still hear you telling me, “Sab, real sharpness comes without effort,” and that’s a voice I will never forget. Love you boss. Always. Gigi, Alyssa and Pay Pay- Never stop shining your light! I was blessed to have been apart of your lives and to inspire you, but now you inspire me. Keep working on those fade away jumpers up in heaven. RIP little mambas❤️🐍 I pray for everyone who lost a loved one on Sunday, may God heal your broken hearts🙏🏼 Legends never die! #mambamentality🐍

Una publicación compartida de Sabrina Ionescu (@sabrina_i) el


– “Quiero seguir su legado, llegar lo más lejos posible para dedicárselo”, asegura Sabrina, que lloró desconsoladamente en la pista tras su muerte y que asimismo tenía una estrecha relación con Gigi, la hija baloncestista de ‘Mamba Negra’, fallecida junto a su padre.

A ‘King James’ le “mola” y Curry le enseña nuevas jugadas: paso a la escolta que ya es leyenda.

– En su foto de perfil de Twitter posan los tres.

* FICHA PERSONAL Y PALMARÉS DE SABRINA IONESCU

– tiene raíces rumanas: su padre Dan huyó de Rumanía a finales de los ochenta y solicitó asilo político en Estados
– nacida el 6 de diciembre de 1997
– tiene un hermano gemelo, Eddy, nacido 18’ más tarde que ella y que también es jugador de baloncesto
– ambos hablan rumano bastante fluidamente
– vio la luz en Walnut Creek (California) – (2012-16)
– mide 1,80 m de estatura, juega de escolta
– su equipo de high school fue el Miramonte (Orinda, California)
– su equipo de college, las Oregon Ducks (2016-20)

– lleva 3 oros con Estados Unidos (campeonato FIBA América Sub 16 de 2013, Mundial Sub 17 FIBA de 2014, Juegos Panamericanos Lima 2019, en 3×3)

– líder histórico masculino o femenino NCAA de triple-dobles (26)
– primera estrella NCAA hombre o mujer que alcanza 2.000, 1.000 asistencias y 1.000 rebotes en el marco de su carrera en el basket universitario
– Jugadora del Año 2020 Naismith, AP y USBWA
– Premio ‘Senior Class’ 2020
– ganadora de 3 Premios Nancy Liebermann (2018, 2019,2020)
– dos veces ganadora del Premio John R. Wooden (2019, 2020)
– tres veces ganadora del Trofeo ‘Player of the Year’ PAC-12 (2018, 2019, 2020)

FOTO: CAPTURAS @sabrina_i / @kingjames